Manuales del Propietario de Coches
Fiat Bravo  >  Fiat Bravo Manual del propietario  >  Conocimiento del coche  >  Sensores de aparcamiento

Fiat Bravo > Sensores de aparcamiento

(para versiones/países, donde esté previsto)

Los sensores de aparcamiento informan al conductor sobre la distancia, durante la fase de aproximación, a obstáculos que están detrás del vehículo (versiones con 4 sensores traseros) o a los que se encuentras delante y detrás del vehículo (versiones con 4 sensores traseros y 4 sensores delanteros).

El sistema constituye una ayuda a la maniobra de aparcamiento, dado que permite identificar obstáculos fuera del campo de visualización del conductor.

La presencia y la distancia al obstáculo se indica al conductor mediante una señal acústica variable, cuya frecuencia depende de la distancia del obstáculo (al reducirse la distancia del obstáculo aumenta la frecuencia de la señal acústica).

SENSORES

Para medir la distancia hasta los obstáculos, el sistema utiliza 4 sensores ubicados en el parachoques delantero (para versiones/países, donde esté previsto) fig. 94 y 4 sensores ubicados en el parachoques trasero fig. 95.

Versión con 4 sensores

En la versión con 4 sensores traseros, el sistema se activa automáticamente al engranar la marcha atrás.

Versión con 8 sensores

En la versión con 4 sensores traseros y 4 sensores delanteros, el sistema se activa automáticamente al engranar la marcha atrás o pulsando el botón fig. 96.

Fiat Bravo. Sensores de aparcamiento

Al desengranar la marcha atrás, los sensores traseros y delanteros permanecen activos hasta que se superan los 15 km/h para que se pueda completar la maniobra de aparcamiento.

El sistema también puede activarse pulsando el botón fig. 96 situado en el panel central: cuando el sistema está activo, en el botón se enciende un testigo.

Cada vez que se gira la llave de contacto a la posición MAR, el LED del botón parpadea brevemente para indicar que el sistema está efectuando una diagnosis. Por tanto, el encendido del LED no debe entenderse como una anomalía.

Los sensores se desactivan pulsando de nuevo el botón fig. 96 o superando la velocidad de 15 km/h: cuando el sistema no está activo, en el botón el testigo está apagado.

Cuando los sensores están activados, el sistema empieza a emitir señales acústicas desde los avisadores delanteros o traseros en cuanto se detecta un obstáculo, con una frecuencia creciente a medida que se acerca al obstáculo.

Cuando el obstáculo está a menos de 30 cm, el sonido se hace continuo. En función de la posición del obstáculo (delante o detrás) el sonido es emitido por los avisadores acústicos correspondientes (delantero o trasero). En cualquier caso se señaliza el obstáculo que está más cerca del vehículo.

La señal cesa inmediatamente si la distancia del obstáculo aumenta. El ciclo de tonos permanece constante si la distancia medida por los sensores centrales no varía, mientras que si la misma situación es detectada por los sensores laterales, la señal se interrumpe después de unos 3 segundos para evitar, por ejemplo, señalizaciones en caso de maniobras al lado de una pared.

Fiat Bravo. Sensores de aparcamiento

ADVERTENCIA

La responsabilidad del aparcamiento y de otras maniobras peligrosas corresponde siempre al conductor.Al realizar estas maniobras, asegurarse siempre de que en el espacio de maniobra no haya personas (especialmente niños) ni animales. Los sensores de aparcamiento constituyen una ayuda para el conductor, que nunca debe reducir la atención durante las maniobras potencialmente peligrosas, incluso cuando se realicen a baja velocidad.

SEÑALACÚSTICA

La información sobre la presencia y la distancia al obstáculo se transmite al conductor con las señales acústicas de los avisadores dispuestos en el habitáculo:

  • en las versiones con 4 sensores traseros, un avisador acústico situado en el salpicadero advierte de la presencia de obstáculos traseros;
  • en las versiones con 8 sensores (4 delanteros y 4 traseros) un avisador acústico delantero advierte de la presencia de obstáculos delanteros y un avisador situado en la parte trasera advierte de la presencia de obstáculos traseros. Esta característica hace que el conductor tenga una sensación de direccionalidad (delante/detrás) respecto a la presencia de obstáculos.

Engranando la marcha atrás, se activa automáticamente una señal acústica intermitente.

La señal acústica:

  • aumenta a medida que disminuye la distancia entre el vehículo y el obstáculo;
  • se vuelve continua cuando la distancia que separa el vehículo del obstáculo es inferior a unos 30 cm, y se detiene de inmediato si la distancia hasta el obstáculo aumenta;
  • permanece constante si la distancia entre el vehículo y el obstáculo no varía, mientras que si esta situación se detecta en los sensores laterales, la señal se interrumpe después de unos 3 segundos para evitar, por ejemplo, señalizaciones en caso de maniobras al lado de una pared.

ADVERTENCIA

Para el funcionamiento correcto del sistema, es indispensable que los sensores estén siempre limpios de barro, suciedad, nieve o hielo. Durante la limpieza de los sensores, se debe tener mucho cuidado para no rayarlos ni dañarlos; evitar el uso de paños secos, ásperos o duros. Los sensores se deben lavar con agua limpia, si fuera necesario, añadir jabón para automóviles. En las estaciones de lavado que utilicen pulverizadores de vapor de agua o a alta presión, limpiar rápidamente los sensores manteniendo la boca a más de 10 cm de distancia.

ADVERTENCIA

Si se desea pintar el parachoques o retocar la pintura en la zona de los sensores, acudir exclusivamente a un taller de la Red de Asistencia Fiat. Si no se pinta correctamente podría verse afectado el funcionamiento de los sensores de aparcamiento.

CAMPO DEACCIÓN DE LOS SENSORES

Los sensores permiten al sistema controlar la parte delantera (versiones con 8 sensores) y trasera del vehículo.

De hecho, su posición cubre las zonas medias y laterales de la parte delantera y trasera del vehículo.

En caso de que haya un obstáculo en la zona media, éste se detecta a distancias inferiores a 0,9 m (delante) y 1,40 m (detrás).

En caso de que haya un obstáculo en la zona lateral, éste se detecta a distancias inferiores a 0,6 m.

FUNCIONAMIENTO CON REMOLQUE

El funcionamiento de los sensores se desactiva automáticamente al conectar el enchufe del cable eléctrico del remolque a la toma del gancho de remolque del vehículo.

Los sensores se reactivan automáticamente al desconectar el enchufe del cable del remolque.

ADVERTENCIA Si se desea dejar siempre montado el gancho del remolque aunque no lleve el remolque, acudir a un taller de la Red de Asistencia Fiat para que actualicen el sistema, ya que los sensores centrales podrían detectar el gancho del remolque como un obstáculo.

SEÑALIZACIÓN DEANOMALÍAS

Las anomalías de los sensores de aparcamiento se indican durante el engranado de la marcha atrás, mediante el encendido del testigo en el cuadro de instrumentos o el símbolo junto con el mensaje que se visualiza en la pantalla (ver el capítulo "Testigos y mensajes").

ADVERTENCIAS GENERALES

Durante las maniobras de aparcamiento, prestar siempre la máxima atención a los obstáculos que podrían encontrarse por encima o por debajo de los sensores.

En algunas circunstancias, los objetos ubicados a poca distancia de la parte delantera o trasera del vehículo no son detectados por el sistema, por lo que pueden dañar el vehículo o ser dañados.

A continuación, se describen algunas condiciones que podrían influir en las prestaciones del sistema de aparcamiento:

  • Una menor sensibilidad de los sensores y la reducción de las prestaciones del sistema de asistencia al aparcamiento podrían deberse a la presencia sobre la superficie de los sensores de: hielo, nieve, barro o varias capas de pintura.
  • Los sensores detectan un objeto que no existe ("interferencias de eco"), a causa de interferencias de carácter mecánico, por ejemplo: lavado del vehículo, lluvia, (condiciones de viento extremo), granizo.
  • Las señalizaciones enviadas por los sensores pueden alterarse también por la presencia de sistemas de ultrasonidos cercanos (por ejemplo, frenos neumáticos de camiones o martillos neumáticos).
  • Las prestaciones del sistema de asistencia al aparcamiento también dependen de la posición de los sensores. Por ejemplo, cambiando la alineación (debido al desgaste de los amortiguadores, de las suspensiones) o cambiando los neumáticos, cargando demasiado el vehículo o con tuneados específicos que bajan la altura del vehículo.
  • La detección de obstáculos en la parte alta del vehículo podría no estar garantizada puesto que el sistema detecta obstáculos que pueden golpear el vehículo en la parte baja.

Repostado del vehículo, Protección del medio ambiente

Sistema TPMS (Tyre Pressure Monitoring System)

VER MAS:

Nissan Leaf. Calefacción y sistema de aire acondicionado (automático)

ADVERTENCIA La función de enfriamiento del aire acondicionado opera únicamente cuando el interruptor de encendido está en la posición ON (Encendido) o cuando la luz indicadora READY to drive (Listo para conducir) está encendida. No deje solos en el vehículo a niños o adultos que normalmente requieren de ayuda de otra persona.

Fiat Bravo. Sustitución de los fusibles

INFORMACIÓN GENERAL Los fusibles protegen la instalación eléctrica actuando en caso de avería o de una intervención incorrecta en la instalación. Cuando un dispositivo no funciona, debe comprobarse el estado del fusible de protección correspondiente: el elemento conductor A fig.

Manuales para autos

 

Información del sitio


Nuevo | Top | Mapa del sitio | Buscar | © 2020-2021 www.cteces.com 0.0139